Arábica, el libro del café...

Inicio >> Arábica >> Tabla de contenido

Recetas

Bebidas generales

Aunque el tamaño de la taza en que deben presentarse algunas bebidas es relativamente estándar, para muchas otras es completamente variable. Así, la forma más práctica para describir las cantidades empleadas de café y otros ingredientes, es por medio de proporciones. Por ejemplo, si se recomienda que un café con leche se elabore en una proporción de 1:4, al margen del tamaño de la taza o copa en que se sirva, ello significa que por cada medida de café se requieren cuatro de leche; por lo tanto, si la taza utilizada tuviera una capacidad de 150 ml, entonces se utilizarían 25 ml de café y 100 de leche. En cuanto a las bebidas hechas con espresso, los ingredientes siempre se definen con relación a la medida base de éste: 30 ml. En esta sección, el primer número en una proporción siempre se refiere al café, los otros corresponden a los demás ingredientes.

Café fuerte, semiespresso o moka

El café preparado en la cafetera moka. Por lo general, un café extrafuerte se elabora por utilizar un 50 o 100% más de café molido que lo normal o por reducir la cantidad de agua utilizada, lo cual se logra acortando el tiempo empleado para prepararlo.

Aunque tienen la misma pronunciación, este café es diferente del mocha, elaborado con chocolate.

Bebidas de espresso

Espresso ristretto o restringido

Se considera que la primera técnica conduce a un mejor ristretto, pero con ella se vuelve imperioso cuidar la calidad del grano empleado, ya que se bordean los límites que separan a una bebida correcta de otra sobreextraída. A su vez, la segunda es más fácil de realizar, pues no hay que ajustar el molino, y aunque el ristretto obtenido resulta aceptable, también puede quedar incompleto en cuanto a sus características finales.

Vale la pena aclarar que esta bebida nunca se elabora por tirar parte de un espresso normal.

Bebidas sin alcohol

Café helado Thai

½ taza de café extra fuerte, caliente.
2 cucharadas, o al gusto, de azúcar.
Una pizca de cardamomo.
Hielo.
¼ de taza de leche half-and-half o leche evaporada.

Endulce el café, añada el cardamomo y sirva en un vaso con hielo, hasta un centímetro antes del borde. Vierta la leche con cuidado sobre la parte convexa de una cuchara colocada por encima de la superficie del café para que la cubra sin mezclarse.

Bebidas con alcohol

Blanco y negro hawaiano

Para 3 tazas.

2 tazas de café, frío.
1 taza de licor de piña.
4 cucharadas rebosadas de helado de café.
Hojas frescas de hierbabuena.

Bata el café con el licor y el helado. Sirva en un vaso y adorne con las hojas de hierbabuena.

Salsas y guisos

Salsa de café para carne asada

10 ml de salsa inglesa (Worcestershire).
10 ml de jugo (zumo) de limón.
2 cucharaditas de mostaza.
Unas gotitas de salsa picante (tipo Tabasco).
1 taza de café.

Mezcle los ingredientes en una olla pequeña y póngalos a calentar a fuego bajo unos minutos. Vierta la salsa caliente sobre la carne asada.

Postres

Granizado de café

Para 6 raciones.

1 litro de café fuerte, caliente.
200 g de azúcar.
Crema batida.
Chocolate en polvo.

Agregue el azúcar al café, revuelva, deje enfriar y vierta en una bandeja de hielo. Cúbrala y colóquela en el congelador durante una hora u hora y media. Cuando el café comience a congelarse, bátalo con un tenedor, vuelva a cubrir la bandeja y regrésela al congelador. Esto se repite dos veces más en intervalos de media hora para romper los cristales de hielo formados. Media hora antes de servir, pasa la bandeja al refrigerador. Por último, vierta el granizado en copas, cubra con la crema batida y espolvoree el chocolate en polvo.